Followers

Thursday, September 08, 2005

Estampas (II)

Habia doblado el codo
de los cincuenta
rumiando vaya a saber
que pena engominada
entre las canas incipientes.
Perdedor en todo,
menos con el trazo
del bigote bien dibujado.
Lo ví muchas tardes
esperando el tranvía
recostado con displicencia,
en la ochava de una
esquina.
Y así fueron pasando los días,
las tardes,
los años.
Cuando quise acordarme
el tranvía era historia
y el hombre ya no estaba.

10 comments:

Lety said...

Casi pude verlo tambien, y quito el casi. Distinguido, esperando, una estampa de los tiempos idos. Me encanta este poema mi amigo. Como siempre mi abrazo.

fgiucich said...

Hoy llegué algo tarde a su casa y me encontré con varios que me ganaron de mano; pero no me quejo, Ud. estaba en la mía. Abrazos.

TiNO RO said...

Tiempo y olvido
Almas disueltas en el firmamento
Canas y arrugas
Muerte
Miedo ancestral

Me gusta el sentimiento de tu escritura,

saludos,

Tino RO.

- nos leemos -

indianguman said...

Uy, qué melancolía... Nos has regalado de nuevo una estampa vívida. Este poema tiene un ritmo especial. Aprenderé de ti a ser menos autorreferente...
Por qué nos tenías escondidos tus poemas?

Un abrazo!

fgiucich said...

Nunca es tarde para empezar o descubrir las cosas que uno lleva guardadas en el baúl de los disfraces (una de las definiciones de mi blog). Y , además, encontrarse con gente generosa que nos ayudan a seguir mostrando, hace que la cosa sea más fácil. En el fondo, todos somos autorreferentes, de una u otra forma, pero, por favor, sigue con tu estilo tan bello, sino que haré con tanto Benedetti? Abrazos y nuevamente gracias por estar presente.

Laura said...

Este poema me recuerda la película "Cigarros"... allí también "la estampa" es siempre la misma, aunque con huellas de tiempo.
Como siempre, gracias.

fgiucich said...

A este personaje lo conocí y tambièn, fumaba. me faltó agregar el traje de hilo blanco, bastante arrugado y el sombrero panamà ladeado. Abrazos.

Lety said...

Vengo y me regocijo de ver que vamos creciendo en número y también en afecto. Con esta última descripción, conocemos mejor a este caballero que en una fotografía común, porque esta no la tomó una cámara, fue la sensibilidad mejor instrumento.

Gabriela Zayas said...

Que bonita forma de hacer presente el tiempo que pasa, esperando ¿a Godot?
Un saludo

fgiucich said...

A este personaje, a veces, me lo imagino como las letras de aquel tango que dice (o se titula): "fumando espero..." Muchos saludos.