Followers

Monday, December 06, 2010

Luciérnagas

Usted le exige demasiado,
mi niña,
a este titiritero
armador de fantasías
hilvanadas en versos
aparentes,
que le narre historias
de hadas encendidas,
sumergidas en la magnitud
de las luciérnagas mágicas.

17 comments:

La sonrisa de Hiperión said...

Habrá que buscar luciérnagas si una niña lo manda...

Saludos y un abrazo.

MaLena Ezcurra said...

Caigo rendida ante la belleza de tu palabra.

La oscuridad necesita de luciérnagas y mas si una niña pide luz.


Me inclino querido poeta ante tu arte.


M.s

Berenoise West said...

buenas palabras.

ando pasando a leerla, ando actualizandome ;D

saludos

Leodegundia said...

No hay límite para los narradores de fantasías.
Buen día.

Pablo said...

luciernagas. ¿Las has visto en una noche de calor?
no hay nada mas hermoso bueno si lo hay pero esto es muy bonito
Cuanto tiempo de silencios

virgi said...

Los magos tienen capacidades que conocen las niñas. Por eso lo piden.
Y lo consiguen.
Besos besos

alkerme said...

Algún malabarismo hiciste para que la niña pidiera hadas encendidas...

Un saludo,

Ligia said...

Será por pedir demasiado... Abrazos

Malena said...

Mi querido Fernando: Es que no es muy corriente encontrar a personas que nos hagan soñar por eso cuando las encontramos pedimos y pedimos...

Tu poema es la introducción a un mundo de fantasía, Fernando.

Mil besos y mil rosas.

Poetiza said...

Hermoso y lleno de fantasia este poema. Te dejo un beso, cuidate.

Isabel Romana said...

Ja, ja, yo no te exijo nada: me limito a recoger las flores poéticas que me regalas. Un abrazo, querido amigo.

Pilar Moreno Wallace said...

Si las historias tienen tanta poesía como estos versos, no me extraña que esa niña esté deseando escucharlas.
Un abrazo.
(gracias por tu visita)

Trini said...

Todo lo que se le exija a un poeta, es mucho. La poesía brota por naturaleza, nunca por encargo, ni siquiera por mucho que lo rueguen las luciérnagas mágicas.

Abrazos

Maybe said...

Lo mejor de la niñez es la maravilla de la fantasía, hay que iluminarla con luciérnagas para que no se pierda en la oscuridad de la adultez.

Un abrazo y gracias por tus palabras de apoyo.

Edgardo said...

Las luciérnagas salen de noche a dar luz entre tanta sombra. Tus palabras llegan a iluminar una realidad oscura, apagada, estéril y bastante estúpida.

La niña sabe lo que pide, le pide a la luciérnaga que se prenda y se apague, que la nube descargue lluvia y a vos que crees otro mundo de fantasía, de versos, ideas y sentimientos sin igual.

Todos los que te leemos somos como esa niña, que te insistimos en que nos crees esos mundos fantásticos en donde perdernos detrás de palabras y luciérnagas para soñar un rato.

Gracias por estar siempre amigo, por darnos un respiro, una idea, una pulsión, una contracción, una sonrisa, un llanto que nos haga sentir el placer de la vida.

Un abrazo inmenso.

HologramaBlanco

Cecilia said...

y cómo que no podés Fernando? podés escribirle versos mágicos!
Abrazo.

Oréadas said...

A quién lleva la magia en las venas, le cuesta poco hilvanarla en palabras.
Un saludo.